Published On: 17 de marzo de 2022284 words1.4 min read

Cerebro y nervios

El cerebro es uno de los órganos más importantes de la economía humana. El mismo se encarga de regular las funciones superiores de la esfera psíquica, como la conciencia, el pensamiento y la memoria. De igual forma, este es considerado la central nerviosa de la actividad motora y de la sensibilidad.

En los pacientes con diabetes aumenta el riesgo de compromiso de la masa encefálica producto de la lesión de los vasos sanguíneos encargados de nutrir al cerebro. En este sentido, las afecciones

cerebrovasculares isquémicas son una de las complicaciones de las diabetes más temidas por su alta tasa de letalidad.

La diabetes también se relaciona con una mayor probabilidad de deterioro cognitivo, demencia y alzhéimer. Estas patologías aparecen como resultado de una reducción progresiva del volumen cerebral, así como de la desensibilización neuronal a la acción de la insulina y el efecto directo de la hiperglucemia sobre el sistema vascular.

Por otro lado, los pacientes que padecen esta enfermedad metabólica suelen experimentar daño a nivel del sistema nervioso. La neuropatía diabética puede presentarse de diversas formas, siendo la afección periférica la más frecuente. En este sentido, la pérdida de la sensibilidad en algunas zonas del cuerpo y la debilidad muscular progresiva son síntomas comunes de esta complicación.

Además, el compromiso nervioso de la diabetes también afecta el funcionamiento de otros órganos como la piel, los genitales, el tracto digestivo y la vejiga. Por tal motivo, es fundamental el control estricto de la glucemia y el chequeo rutinario con un profesional de salud.

Deja un comentario

Artículos Relacionados